#LCeM1516 . El violín y la apisonadora, de AndreI Tarkovski /Un día en la vida de Andrei Tarkovski, de Chris Maker (Jueves 22 de octubre, 20h.)

katok.i.skripka.avi.image2

El violín y la apisonadora (Katok i skripka), de Andrei Tarkovski.
URSS, 1960.50’ v.o.s.e.
Las representaciones de afectos, el cine deTarkovski

La apisonadora y el violín es la película de tesis con la que se graduó Andrei Tarkovski. El guión lo firmó él mismo, junto con su compañero de estudios Andrei Konchalovski.

La película es un hermoso relato de amistad entre un niño y un hombre, si bien podría hablarse de un trío en el que se incluiría a la compañera de trabajo que coquetea con Sergei, y de la que recela Sasha. La película contiene una gran cantidad de escenas interesantes por su factura técnica. Por ejemplo, la escena en la que Sasha se pone a mirar un escaparate y sobre los espejos que hay en su interior se proyectan las imágenes de los edificios o de las manzanas que le han caído al suelo a una joven. Como interesante es el plano en el que el niño abandona la clase y, mientras está siendo enfocado de espaldas, vemos como aparecen los restos de la manzana que se ha comida la niña. O la metafórica escena en la que tras la demolición que se está haciendo de un viejo edificio, aparece la imagen de uno de los siete rascacielos estalinistas.

bscap0003_orig

Un día en la vida de Andrei Tarkovski (Une journeé d’Andrei Arsenevitch), de Chris Maker
Francia 1955. 59’ v.o.s.e.

El ocultismo para Andrei era a menudo un atajo hacia el más allá”, dice Marker. “Durante una sesión de espiritismo se comunicó con Boris Pasternak quien le dijo que sólo rodaría siete películas. “¿Sólo? “, preguntó Andrei. “Pero serán buenas”, respondió Boris Leonídovich.

El director francés emplea esta anécdota para construir un entorno de perfección que encierre la obra de Tarkovsky. Lo que puede ser perfecto debe de serlo. Marker obvia las películas que el director ruso dirigió en la VGIK, la escuela de cine de Moscú, y un trabajo televisivo para reducir su filmografía a las siete películas anunciadas por el espíritu de Pasternak: Ivanovo detstvo (1962) (La Infancia de Iván), Andrey Rublyov (1969) (Andrei Rublev), Solyaris (1972) (Solaris), Zerkalo (1975) (El Espejo), Stalker (1979), Nostalghia (1983) (Nostalgia) y Offret (1986) (Sacrificio)

Y a través de esta pequeña trampa Marker concluye su homenaje a la obra perfecta de un gran cineasta

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s